Día del Ejercito Guatemala

01 Julio 2015
Publicado en Columnas de Opinión

La Constitución de la República, en su artículo 244 indica: El Ejército de Guatemala es la institución destinada a mantener la independencia, la soberanía y el honor de Guatemala, la integridad del territorio, la Paz y la Seguridad Interior y Exterior. Es único e indivisible, esencialmente profesional, apolítico, obediente y no deliberante. Está integrado por fuerzas de tierra, aire y mar. Su organización es jerárquica y se basa en los principios de disciplina y obediencia.

 

Al apresto para servir las 24 horas del día, los 365 días del año, las fuerzas militares están constituidas por profesionales capacitados y entrenados, hábiles estrategas cimentados en los principios y valores que son la columna vertebral de la institución. Las fuerzas especiales elite “Kaibil”, son reconocidas y competitivas a nivel mundial. Nombre asignado en honor a Kaibil Balam, un rey del imperio maya, que nunca fue capturado por los conquistadores españoles bajo el mando del conquistador Pedro de Alvarado.


Tras 144 años de servicio al país, la institución se ha ido adaptando a las necesidades de la población, apoyando a la PNC en las fuerzas combinadas, presidiendo CONRED ante emergencias causadas por desastres naturales y en el exterior representando dignamente al país en apoyo a fuerzas armadas multinacionales a través Naciones Unidas.
Siendo niño en 1976, recuerdo cuando fue el terremoto, el Ejército de Guatemala desempeñó un papel muy importante en el restablecimiento de la infraestructura nacional y de la reconstrucción. 


Durante generaciones ha estado integrado por hombres y mujeres que desempeñan un papel activo en el desarrollo integral del país y coadyuvan a mejorar la seguridad ciudadana. Oficiales profesionales de carrera con mística de servir al país y soldados que vienen de distintas poblaciones y comunidades, que dan su mejor esfuerzo para cumplir sus misiones.


La labor cívica de la mayoría de los que han integrado las filas castrenses, es reconocida por la mayoría de la población, habrán opiniones distintas las cuales respetamos, pero también hay que resaltar que hay diversos ataques en contra de su institucionalidad, promovidos por actores externos con intereses personales mezquinos, que viven del conflicto, provocando, activando y manteniendo conflictos de ingobernabilidad que atentan directamente en contra de la población guatemalteca. 


En las encuestas nacionales de opinión, el Ejército aparece dentro de las instituciones con mayor aceptación y credibilidad. Varias poblaciones ante la ola de criminalidad que afecta al país, piden con frecuencia que instalen destacamentos y que salga el ejército a las calles para mejorar la seguridad. 
En el siglo 21, nuestra Guatemala, necesita un Ejército profesional capacitado, equipado y preparado para seguir contribuyendo al Desarrollo Integral. Hay que enfrentar grandes retos, crimen organizado, terrorismo y guerra de cuarta generación entre otros. Ante el embargo militar desde hace unas décadas y con recursos limitados, la institución también debe reforzar su credibilidad, transparencia y sujetarse a normas de control y rendición de cuentas que garanticen cero tolerancia a la corrupción a todo nivel.

Ante la ola de criminalidad que vive nuestro país, la seguridad nacional es una asignatura pendiente, por eso es imprescindible que la PNC y las funciones de seguridad interna que tiene el Ministerio de Gobernación, sean trasladadas al Ministerio de la Defensa Nacional a la brevedad posible, asegurándonos de que NO se politicen y que los políticos entiendan de que NO deben manosear al Ejército. En Colombia con buenos resultados están integradas las funciones, como nos explicó el Presidente Alvaro Uribe en el año 2010 y el General Serrano en su disertación el año pasado.

Los países desarrollados, dentro de sus factores críticos de éxito, cuentan un ejército capacitado, equipado y competitivo a nivel mundial de aire, mar y tierra. 
El Estado de Guatemala invierte más en la comida de un preso que en la de un soldado. El Soldado está en condiciones difíciles, con grandes responsabilidades y largas jornadas, aguantando inclemencias del tiempo y arriesgando su vida para servir a Guatemala.
Lanzo el reto a los miembros del Ejército de Guatemala, para que basados en los valores morales y éticos que los caracterizan y en su función constitucional, aprovechemos todas las fortalezas de la institución y podamos juntos seguir contribuyendo activamente al bienestar y desarrollo integral de Guatemala; hay grandes necesidades y grandes retos de nación y el Ejercito debe ser un mayor elemento de gran contribución y Desarrollo nacional. 

 

Luis Velásquez

 

@LuisVelasquezQ

 

www.LuisVelasquez.com

 

Visto 3294 veces Modificado por última vez en Martes, 22 Septiembre 2015 11:49
Valora este artículo
(0 votos)

Sígueme en Twitter

Facebook

Contador de Visitas

Guatemala 43.7% Guatemala
United States 24.6% United States
Brazil 4.9% Brazil
Mexico 3.1% Mexico
Colombia 2.3% Colombia
Total:   89  Countries

021679

Today: 2
This Month: 193